La helioterapia es una de los tratamientos naturistas más ancestrales, de siempre se ha tenido al sol como un ente poderoso que se ha respetado y valorado. Siempre que se tome con precaución puede ser un magnifico aliado de la salud.

Ante todo queremos dejar claro que exponerse al sol debe de ser con el uso de cremas protectoras y un tiempo moderado. El tiempo de exposición también varía según el tipo de piel, las pieles más blancas no deben de estar más de una hora, mientras que las morenas pueden estar algo más.

El amanecer y atardecer son los mejores momentos para beneficiarse del poder del sol

La mejor hora para tomar el sol es a primera hora del día cuando empieza a amanecer y a última hora de la tarde cuando el sol comienza a ponerse. Unos quince minutos al sol y gracias a los rayos ultravioletas de longitud de onda larga, contribuye a la elaboración de vitamina D en la piel y esta a asimilar el calcio en los huesos. Es por esto que a los bebés se les recomienda que les de un poquito el sol para terminar de cerrar el cráneo, y antiguamente se recomendaba para combatir el raquitismo.

disfruta del sol siempre con moderación y protección

Es ideal para combatir las lumbalgias, para eliminar infecciones y bacterias que hacen que nos resfriemos, mejora el flujo sanguíneo, incluso puede aumentar la fabricación de glóbulos rojos.

Pero si hay algo importante en disfrutar de la luz del sol es que mejora nuestro estado anímico, alejando posibles depresiones. ¡Disfruta del sol con moderación!

Dejar respuesta

Please enter your comment!
Please enter your name here